Como empece con mi propio proyecto

 Hola Chicas! Retomo el blog después de mucho tiempo. Para las que no estaban al tanto hace tres años empece un blog, pero con el tiempo quedo en el olvido. Asique estoy volviendo a publicar varias notas que tenia en el otro blog que caduco, adentro de mi web. Voy a empezar con un tema que supongo que es algo que mucha gente quisiera saber porque me lo preguntan seguido. Y que además considero que puede ayudar a quién recién empieza y se cruza con esto.

Como empecé con Lulu Martins!!

Este era nuestro primer primer showroom que armé hace 8 años

Este era nuestro primer primer showroom que armé hace 8 años

 

Empecé hace unos 10 años en 2009 . Había terminado mi segundo año de facultad (Diseño de indumentaria y textil en la U.B.A.) y había aprendido MUCHISIMO. Venía cargada con esa energía de los 19 años, de que quería comerme el mundo. Ese año fui a pasar navidad con mi familia a Brasil y ver a mis abuelos. De curiosa le pedí a mi abuela que me llevara al barrio donde venden telas. Cuando llegue casi me muero, había de todo! Las telas de la calidad más hermosa que había visto, y los estampados mas divertidos. Tenía $400 pesos que tenía ahorrado de mi trabajo (que en ese momento era bastante plata) y decidí invertirlos en tela que creía que me iba a servir para la facultad.

Llegando a BsAs entre en crisis porque sentía que mi trabajo no tenía sentido, que no estaba aprendiendo nada, y que el sistema me estaba consumiendo (venía trabajando en algo que no me gustaba desde los 16 años). Ya sé que tres años en relación de dependencia no es nada. Pero para mí lo era. Quería ser dueña de mi tiempo y de mis cosas y poder ir y venir cuando quiera sin darle explicaciones a nadie. Soy de géminis, es inevitable.

Fue entonces que en medio de esa crisis y con todas esas telas hermosas que había comprado decidí empezar una pequeña colección que tanto venía soñando con hacer, a ver cómo me iba.   En ese momento recién empezaba el boom de Facebook y de los showrooms privados. Arme unas 30 prendas, todas distintas y únicas. Hice las fotos en una casa antigua, con mi amiga fotógrafa, Flor Macedonio, y mi hermana y su amiga Luisina como modelos.

Nuestra Primer Campaña: Vale mi hermana Y Lui Darthes de modelos, foto por Flor Macedonio

Nuestra Primer Campaña: Vale mi hermana Y Lui Darthes de modelos, foto por Flor Macedonio

 

Las fotos quedaron hermosas! No lo podía creer. Sigue siendo una de mis campañas preferidas. Si bien obviamente hoy puedo criticar lo que hice porque probablemente me guste solo un 50%, sé que fue una colección que salió del alma y a pesar de lo amateur fue mucho para la edad que tenía.

Empecé a hacer showrooms en casa todos los sábados, arme una página de facebook y desde ahí promocione todo.  No podía creer cuando de repente empezaba a venir gente de lejos que no me conocía a comprarme ropa. Entonces en 2 meses desde que lancé la colección vendí las 30 prendas. Y tuve que repetir modelos, con otras telas porque me los seguían pidiendo.

Si se había vendido tan bien, no podía abandonar ahí. Desde ahí seguí con otra colección y otra y otra. Todas las vendía en el showroom en casa. Después me expandí  y empecé a participar de ferias en Palermo, showrooms de otras personas, locales y algunas ventas al interior mayoristas. Facebook tiene eso, nunca sabes hasta donde podes llegar.

Cuando puse mas a punto el Showroom de Vicente Lopez

Cuando puse mas a punto el Showroom de Vicente Lopez

En una de esas ferias (la feria de la facultad) conocí a mis posteriores socias: Pau, Dani, Gaby, Romi y Dani Violeta.  Cansadas un poco de la feria Fadu, las chicas de VIMANA Pau y Gaby nos propusieron unirnos a ellas para realizar una feria permanente conjunta en su showroom en Palermo. Así nació lo que ahora es Montón Junta de Diseño. Al acercarme a todas esas clientas que vivían en Capital, mi negocio pego un giro increíble. Empecé a tener entrada fija todos los meses y empece a conocer a clientas que me seguían hace mucho pero que nunca habían podido ir tan lejos (mi showroom anterior quedaba en Vicente Lopez). En Montón estuvimos juntas durante un año, hasta que a fin de año terminaba el contrato y yo sentía la necesidad de un espacio que identificara más aun mi marca. Entonces junto con mi amiga y socia Dani de Enagua decidimos abrirnos por nuestra cuenta. Buscamos incansablemente un depto por Palermo. Recuerdo que nos subíamos a las bicis y estábamos toda la tarde anotando anuncios y pasando por inmobiliarias, pero nada. En una de mis búsquedas online  me apareció un anuncio de un local en Palermo que estaba bastante mas arriba del dinero que teníamos pensado pagar, pero era perfecto. Lo gracioso es que anteriormente (unos 4 meses atrás)  de casualidad yendo a buscar unas prendas por Palermo había pasado por ese local, (jamas entro a locales) pero este me llamo la atención,  entre y charle con la diseñadora un rato y me fui. Bueno este era el local que estaba en alquiler, en la mejor zona de Palermo y tenía todo lo que queríamos, era un lugar antiguo y acogedor.

Detalles del local apenas abrimos

Detalles del local apenas abrimos

Lo vimos en la foto, y luego pasamos por afuera, y con Dani fue un SI inmediato. Ahí tomamos la decisión de alquilarlo (sin decirle  nada a nuestros padres porque nos iban a matar). Fuimos a la inmobiliaria dimos una reserva mínima y una promesa de que esa semana conseguíamos el dinero para el resto de la reserva. No tenia ni idea como lo iba a conseguir claramente, porque excedía bastante el dinero que tenia. Pero llegue a casa y le dije a mi mama: Mama alquilamos un local en Palermo, voy a usar lo que ahorramos hasta ahora de la marca para esto . Casi me mata. Yo sabia que iba a estar todo bien, que lo iba a lograr. (Soy muy positiva, para mi nada es imposible). Y mi mama que ya sabia todos los artilugios de un local, me pregunto: y como vas a hacer con la habilitación? Vos te pensas que es solo alquilar? Quien va a ir a atender? Y si te roban? Y si perdes todo por lo que trabajaste? Como vas a hacer para pagar todo eso de alquiler? Y si no vendes? Etc etc. A todo esto le contesté: No tengo la mas mínima idea, pero va a salir todo bien no te preocupes. Casi le agarra un ataque. Pero no había vuelta atrás porque ya habíamos puesto toda la plata en la seña y no nos la iban a devolver. Así que finalmente logre convencer que me apoyara, y junto con Dani pintamos y acondicionamos el local en una semana. Todos los días trabajando todo el dia hasta lograr que estuviera pipi cucu para la inauguración. Lo Logramos! Ya estaba todo listo, con muebles que teníamos en casa, percheros viejos y mucha mano de obra nuestra (pintamos y arreglamos todo nosotras). Inauguramos el 4 de diciembre, y esa misma semana nos fue tan bien que recuperamos la plata invertida.

Y ahí Seguimos, trabajando duro y con un local que dia a dia se va poniendo mas lindo.

Las primeras semanas del local en Palermo

Las primeras semanas del local en Palermo

Espero que les sirva, a mi siempre me sirvieron las historias de como otras personas realizaban sus sueños, para confortarme de que todo es posible. Se que la historia (que esta resumida) parece una pavada. Pero en el camino tuvimos miles de contratiempos. Hubo momentos en que no se vendía, personas que te cerraban la puerta en la cara cuando les hablabas de lo que hacías, personas que pensaban que no llegabas a ningún lugar, talleres malos, personas que te engañaban, robos, etc. Pero siempre tome todos esos bajones como experiencias para aprender, y seguir adelante no importa cuan oscura se vea la situación. Y siempre donde te cierran una puerta en la cara, podes ir a golpear la ventana o la puerta de atrás y entrar de todas maneras.

La vidriera del local apenas abrimos hace mas de 3 años.

La vidriera del local apenas abrimos hace mas de 3 años.

Luciana Markulin